Ministerio de Economía, Industria y Competitividad - Gobierno de España Secretaría de Estado de Investigación, Desarrollo e Innovación - Ministerio de Economía y Competitividad - Gobierno de España

Sostenibilidad e Innovación

Mapa de las ICTS

Mapa de las Infraestructuras Científicas y Técnicas Singulares (ICTS)

Sincrotrón ALBA

El Sincrotrón ALBA es un complejo de aceleradores de electrones destinado a producir luz de sincrotrón que permite visualizar cualquier estructura, especialmente a escala nanométrica, y estudiar sus propiedades. Está situado en Cerdanyola del Vallès (Barcelona) en el Parc de l’ALBA. Es un consorcio público, cofinanciado a partes iguales por la Administración General del Estado y la Generalitat de Catalunya. Se aprobó en 2003, su construcción comenzó en 2006, se inauguró en 2010 y entró en funcionamiento con usuarios oficiales a mediados de 2012.

ALBA es una fuente de luz sincrotrón de tercera generación equiparable a las últimas construidas en Europa. Cada año, el Sincrotrón ALBA genera unas 6.000 horas de luz en cada estación experimental y está disponible para dar servicio a más de 1.000 investigadores, tanto de la comunidad académica como del sector industrial. Los proyectos de investigación del ámbito público son seleccionados por un comité científico externo internacional y son elegidos, tras una convocatoria pública, atendiendo a la calidad científica de las propuestas. Las empresas pueden solicitar horas de luz para realizar sus experimentos de acuerdo a una tarifa establecida.

Características principales

El complejo de aceleradores está compuesto por un acelerador lineal, que se utiliza para acelerar los electrones hasta 100 MeV; un sincrotrón propulsor, donde los electrones son acelerados hasta 3,0 GeV; y un anillo de almacenamiento de electrones desde el que se emite la luz sincrotrón a las diferentes estaciones experimentales. Con una capacidad total de 31 puertos por donde extraer la luz de sincrotrón, ALBA dispone actualmente de siete estaciones experimentales (o líneas de luz) operativas que comprenden tanto rayos X blandos como rayos X duros. Estas líneas de luz tienen aplicaciones en ámbitos como las ciencias de la vida, física de la materia condensada (nanociencia y propiedades magnéticas y electrónicas), química y ciencia de materiales. En 2014, inició la construcción de dos nuevas líneas de luz que estarán dedicadas a la espectroscopia de infrarrojo y a la fotoemisión con resolución angular y serán operativas en 2017 y 2019 respectivamente.

COMPARTE ESTE CONTENIDO

Si usted no puede visualizar este contenido, puede hacerlo a través de Facebook

Síguenos en ...

© 2017 Ministerio de Economía, Industria y Competitividad